Acción frente a SARS-CoV-2, parte 2: antirretrovirales, inmunosupresores y Aplidina

8 May, 2020 0 Comments

Aquí volvemos con la segunda parte de nuestra actualización en terapias frente al coronavirus.

Como ya se explicó en nuestro anterior artículo, las vacunas sirven básicamente para PREVENIR una infección, no para tratarla. En este caso, hablamos de los antivirales, que SÍ SIRVEN PARA TRATAR una infección cuando ésta ya ha empezado o está a punto.

Actualmente se están desarrollando varios fármacos para combatir la infección por SARS-CoV-2 y también se están readaptando fármacos ya existentes, debido a sus propiedades, mediante ensayos en pacientes o pruebas in vitro. Algo muy importante que cabe destacar, es que el desarrollo de una vacuna, incluyendo pruebas en el laboratorio, ensayos clínicos y de seguridad, puede conllevar mucho mucho tiempo, y que los pacientes ya infectados o en estado crítico no podrán beneficiarse de esa vacuna.

Por ello, debido a la circunstancia actual, poner la vista en fármacos y antivirales frente al virus es de vital importancia. El viernes 24 de abril se llevó a cabo un acuerdo a nivel mundial entre la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Comisión Europea denominada Access to COVID-19 Tools Accelerator, para acelerar el desarrollo de diagnósticos, medicamentos y vacunas frente a la infección y sobre todo, que puedan ser distribuidas en todos los países.  Las diferentes opciones farmacológicas que se están manejando tienen en cuenta que el desarrollo de la enfermedad se puede dividir en tres fases:

  1. El coronavirus infecta la boca, la faringe y las fosas nasales
  2. El virus llega a los pulmones
  3. El paciente necesita SOPORTE VENTILATORIO Aunque hay que tener en cuenta que debido a la ubicuidad del receptor, el virus puede afectar a distintos órganos y cambiar su tropismo inicial (su tejido diana)

 

Actualmente, se están llevando a cabo pruebas en distintos ensayos. Entre los más prometedores, se incluyen Remdesivircloroquina e hidroxicloroquina, una combinación de Ritonavir/Lopinavir y Ritonavir/Lopinavir con Interferón B. Muchos de ellos han sigo seleccionados basándose en la premisa de que la COVID19 es una patología basada en la exagerada respuesta inmune e inflamatoria que provoca el virus, sobre todo a nivel del parénquima pulmonar, por lo que los fármacos utilizados en patologías autoinmunes pueden ser un gran acierto.

Estos fármacos tienen varios problemas asociados. En el caso de las cloroquinas, no están demostrando una eficacia óptima y además, tienen efectos secundarios que, en un paciente con COVID19 pueden ser fatales, como es el caso del fallo renal.

Los antirretrovirales han salido a la palestra como una nueva esperanza y están siendo testados. Demuestran una interferencia con la maquinaria de replicación del virus. Como en esta página sólo trabajamos con datos, no queremos hacernos eco de los rumores que hayan podido surgir y esperaremos a los resultados con Remdesvir.

Otro fármaco que ahora mismo está siendo estudiado, es el Tocilizumab, encuadrado en los ya mencionados fármacos para patologías autoinmunes. Actualmente está dando muy buenos resultados en pacientes infectados.

Añadimos también la ciclosporina, que está resultando eficaz a la hora de frenar la cascada de citoquinas.

Por último, tenemos la gran apuesta española, el ya conocido fármaco Aplidina de Pharmamar. Este fármaco se diseñó inicialmente para tratar el mielóma múltiple, pero su mecanismo ha demostrado que interfiere en la replicación del virus a nivel celular. Cuando el virus entra en la célula, necesita de la maquinaria de la misma para poder multiplicarse, es decir, replicarse. Para ello, necesita una replicasa y los factores asociados a ella. Uno de esos factores es el eF1A (factor de elongación, es decir, lo necesita la replicasa para seguir mutiplicando su material genético). El fármaco interfiere con este factor, inhibiendo la replicación viral, tal y como han demostrado en el Centro Nacional de Biotecnología.

Plitidepsina | Aplidina: el compuesto de Pharmamar para tratar el ...

Actualmente se encuentra en fase de ensayo clínico, con pacientes de tres hospitales de Madrid.

Estaremos al tanto de los resultados que nos ofrezcan cada uno de los tratamientos.